A lo largo de la pandemia muchas personas han tenido que afrontar situaciones de duelo de seres queridos, acompáñanos en este blog donde te mostraremos de qué manera podemos abordar desde recursos humanos el duelo por el que atraviesan los colaboradores durante pandemia.

Elaborado por: Gabriela Acosta – Analista de Recursos Humanos & Psicología del Consumidor de Progressus.

Sin duda alguna la situación que se vive a nivel mundial con el acontecimiento de la pandemia por COVID-19 ha generado en todo nosotros constantes cambios y reinvenciones a niveles económicos, sociales, tecnológicos, políticos, y por supuesto, especialmente en temas de sanidad y salubridad. Este acontecimiento nos ha llevado a tener consecuencias que tal vez nunca imaginábamos y para las cuales no todos estábamos preparados, haciendo que debamos modificar abruptamente la forma en la que solíamos vivir nuestro día a día.

De igual forma, esta pandemia también ha generado grandes impactos a nivel cultural, teniendo que adaptarnos rápidamente a nuevas rutinas, formas de cumplir con las responsabilidades pendientes, establecer límites entre el hogar y el trabajo, e incluso, hemos encontrado ciertas dificultades en la ejecución de ritos que antes practicábamos fácilmente. En este sentido, un tema que nos ha afectado altamente durante la pandemia ha sido la muerte, ya que aunque sepamos que es un evento inevitable en la vida de cada uno, se hace distinta la manera en que lo afrontamos en tiempos de pandemia, pues en esta ocasión, el proceso de duelo es muy diferente al que acostumbrábamos, impactando en la forma en que nos despedimos de nuestros seres queridos, las herramientas con las que contamos o no, la resignificación de lo acontecido, etc.

Esta situación ha traído grandes repercusiones en la población en general, siendo inicialmente las empresas y colaboradores los mayormente afectados, teniendo como consecuencias no sólo impactos a nivel económico sino también en el comportamiento y bienestar humano. Esta es la razón por la cual es importante contar con una red de apoyo, una buena organización y planificación para la prevención o detección de complicaciones a nivel emocional y psicológico, e intervenciones especializadas si el caso lo requiere.

 

Si este tema es de tu interés y deseas conocer más acerca de cómo afrontar el duelo en tiempos de pandemia, ¡continúa leyendo!, pues a continuación, te compartiremos de qué manera puedes abordar desde recursos humanos el duelo por el que atraviesan los colaboradores durante pandemia, así lograrás contribuir a que cada persona elabore el duelo de forma adecuada, prevenir factores de riesgo e identificar aquellos casos que necesiten una atención específica.

“¿Muerte en pandemia?, ¡un duelo diferente!”

La muerte de un ser querido es uno de los acontecimientos más estresantes y emocionales. No obstante, el proceso de duelo está concebido como un acontecimiento normal en el que se encontrará tristeza y no debe apresurarse, pues poco a poco permitirá la adaptación frente a esta pérdida, sin necesidad de requerir intervención especializada o psicofármacos, a menos que el caso así lo requiera debido a complicaciones durante el proceso.

Sin embargo, afrontar este tipo de situaciones durante el COVID-19 nos ubica ante un escenario diferente por razones como: la rapidez de los acontecimientos, incertidumbre y la novedad en el proceso al que es necesario atender, razón por la cual todas estas circunstancias hacen que la elaboración del duelo se dificulte con respecto a otros.

Adicionalmente, este nuevo escenario debido a la pandemia ha generado ciertos factores de riesgo que de igual forma dificultan el proceso de duelo y potencia malestar emocional y psicológico para aquellos que han acontecido la pérdida del ser querido:

Factores de riesgo específicos de duelo durante COVID-19:

  1. Pérdida súbita e imposibilidad de estar o ver al fallecido.
  2. Creencia de que su familiar no ha recibido los cuidados que necesitaba.
  3. Soledad, falta de presencia, contacto y apoyo sociofamiliar.
  4. Confinamiento, ausencia de apoyo y ritos.
  5. Presencia de malestar emocional grave, reacciones de rabia, amargura y culpabilidad muy intensas.
  6. Problemas de salud mental previos.
  7. Dificultad para autorregular el impacto emocional, desbordamiento.
  8. No acceso a los restos mortales del ser querido.

Además, la Organización Mundial de la Salud expresa que la amenaza a la seguridad y al funcionamiento normal del indi­viduo y su comunidad, en más del 80 % de las personas, arroja un incremento de síntomas que podrían afectar su salud mental, como la angustia, el miedo, pánico, ansiedad y vigilancia obsesiva de los síntomas de la enfermedad. Otras manifestaciones comportamentales que se experi­mentan son sentimientos de abandono, vulnerabilidad, liderazgos espontáneos (positivos o negativos), duelos, estrés, descompen­sación de trastornos psíquicos preexistentes, trastornos somáticos de origen psíquico, conductas agresivas y de protesta contra autoridades e instituciones con actos de rebeldía y/o delincuenciales, violencia intrafamiliar, entre otros.

De acuerdo con esto, es necesario no solo contar con las medidas de sanidad adecuadas para cuidar de la salud física de los trabajadores, sino también priorizar el estado de salud mental en el que se encuentran, pues es fundamental identificar si están o no en un nivel de riesgo ya que para muchos el periodo de confinamiento y la vivencia de la pandemia puede dejar secuelas emocionales y psicológicas.

¿Cómo abordar esta situación de duelo desde Recursos Humanos?

  • Realizar un proceso de psicoeducación: Para trabajar temáticas relacionadas con la salud mental, técnicas de relajación y meditación, resiliencia, control de la ansiedad y depresión, orientación sobre temas como conductas suicidas, trastorno por estrés, ataques de pánico, etc.
  • Identificar aquellos trabajadores que estén más vulnerables de presentar factores de riesgo para prevenir un desencadenamiento o crisis.
  • Brindar apoyo emocional e intervención en crisis a través de los convenios, centros de soporte telefónico, presenciales, en línea o medios digitales.
  • Creación de espacios, grupos o talleres dentro de la empresa para promover el bienestar mental.
  • Fomentar y brindar confianza para que los/as trabajadores/as se retiren ante la presencia de síntomas de una enfermedad mental, a través de la simplificación de trámites de incapacidad y la eliminación de descuentos por ausencia.
  • Animar a que las personas mantengan la comunicación con personas de su entorno, especialmente aquellos de sus círculos de amigos y familiares, a través de internet u otros medios.
  • Asegurar la atención psiquiátrica y psicológica a las personas con trastornos mentales definidos en unidades de salud mental y hospitalarias.

Por último, es necesario aclarar que durante las crisis sanitarias como la que actualmente atravesamos es esperado que se incremente el riesgo de problemas de salud mental a causa de medidas como: aislamiento, restricción de movilidad, disminución en el contacto físico directo, pérdidas de seres queridos, entre otros. Además, es probable que algunas personas que pasan tiempo en aislamiento muestren síntomas de depre­sión y relacionados con el estrés postraumático hasta tres años después del acontecimiento.

Es debido a todo este contexto que se vuelve imperioso establecer una buena planificación y organización para prevenir crisis emocionales, realizar procesos de psicoeducación, fomentar la resiliencia, brindar redes de apoyo, favorecer a que cada persona elabore su duelo de la manera más natural y saludable posible, prevenir factores de riesgo e identificar a lo largo de la evolución aquellos que necesiten una atención específica. Ahora ya conoces cómo puedes abordar desde recursos humanos el duelo por el que atraviesan los colaboradores durante pandemia y generar estrategias al respecto.

 

Esperamos que este blog haya sido de gran ayuda, te invitamos a que lo compartas con aquellos que consideres que pueda servirle en su vida y lo necesite.

Si sientes que estás experimentando algún síntoma de salud mental debido a la pandemia y quieres contar con ayuda profesional para afrontarlo, te invitamos a pedir una cita con uno de nuestros expertos dando clic en el siguiente botón:

Pide una cita

Fuentes:

  • Lacasta, M. et al. (2020). Impacto emocional en pacientes y familiares durante la pandemia por COVID-19. Un duelo diferente. Medicina Paliativa, 27, 201-208. Madrid, España.
  • López, S. C., Martínez Flores, J., & Tapia Torres, D. E. (2020). COVID-19 en México: repercusiones y retos del factor humano, financiero y fiscal. Ciencia, Economía y Negocios, 4(2), 5-32. pp5-32
  • Ramírez, L. (2020). Psicología en contextos de COVID-19, desafíos poscuarentena en Colombia. Colombia: Universidad del Rosario.
Abrir chat
1
Bienvenido a Progressus, estas a un paso de lograr los cambios que siempre has querido ¿En que te podemos ayudar el día de hoy?